Pug

Boston TerrierPUG, SENSIBLE Y TIERNO Los Pug, también son conocidos como doguillos, carlinos o mops. Es un perro de compañía que se destaca por su sensibilidad, ternura y devoción a su dueño. No plantea problemas de convivencia con otros animales y le encanta jugar con los niños. En la China imperial era muy apreciado y llegó a ser considerado como un exquisito regalo de bodas para personajes importantes, como príncipes y mandarines. CARÁCTER Es confiado, dócil y amistoso lo que hace del carlino un apreciado animal de compañía. PELO Es de textura fina, liso, suave, corto y brillante. COLOR plata, albaricoque, leonado o negro. TAMAÑO El peso ideal es entre 6.3 y 8.1 kg.

El Pug o Carlino fue introducido en Europa, procedente de China, en una época en la que los artículos exóticos eran muy solicitados. Este es uno de los motivos por los que permaneció durante siglos en las cortes europeas, donde las damas llegaron incluso a esconderlos entre sus suntuosos ropajes para sorprender a sus pretendientes. El Pug ha pasado épocas de esplendor y de olvido, hasta el punto de que cuando la reina Victoria de Inglaterra quiso completar su colección con esta raza tuvo serios problemas para localizar una pareja. Su nombre chino era Paï, pero el ideograma que lo definía significaba príncipe, quizá porque en aquel remoto país era considerado como tal. Su semejanza con las estatuas que representan dragones protectores del hogar y con el Pekinés no ha dejado de sorprender nunca. En Occidente su nombre varía según el país, por ejemplo, en Francia y España es conocido como Carlino gracias a un actor muy famoso llamado Carlo Bertiniazzi que para representar a uno de sus personajes más aplaudidos utilizaba una máscara que lo asemejaba con estos perros. En Alemania y Holanda son conocido como Mops, una palabra procedente de un verbo que significa aparentemente enfadado. Se lo llama Pug, puño, en clara alusión al aspecto de su cabeza. Uno de sus momentos de máximo esplendor lo tuvo en Francia, en la corte de Luis XV, sin embargo al estallar la revolución esa cercanía con la aristocracia hizo que desapareciera por completo hasta el establecimiento de la corte de Napoleón Bonaparte. Su resurgimiento contemporáneo se debe a los anglosajones, así como la variedad de color negro, el primer Carlino de este color nació en 1866 en Inglaterra. Los cambios físicos que ha sufrido esta raza desde sus orígenes hasta la actualidad son el acortamiento del hocico y la adquisición de masa corporal, hasta el punto de que este tema queda muy especificado en el estándar aprobado en última versión en 1987.